Isobel Gowdie, Bruja de las Highlands



La historia de esta mujer trascendió probablemente por su inclusión en el libro de Doreen Valiente, The ABC of Witchcraft (publicado el año 1975), en el cual se destaca la facilidad con la cual se obtuvo el testimonio de esta supuesta bruja, que no dudó en confesar sus actividades mágicas ante un jurado el año 1662.

Isobel Gowdie, nacida el año 1627 en Nairn, un pueblo de las Highlands escocesas. Poco se sabe de su vida hasta el momento en que fue acusada de practicar la brujería, el mes de abril del año 1662. Una vez acusada de brujería, ella admitió haber servido al Diablo durante más de 15 años, llegando a iniciarse en un Coven. De hecho, Gowdie es la primera persona a la que se atribuye la palabra Coven para designar un grupo de “trece personas” que practican la brujería, y que aún hoy sigue usando en BTW y Wica.



De la confesión de seis semanas de Isobel Gowdie se extrajeron miles de ideas que conformaron el folklore conocido hasta hoy sobre las brujas en el las Islas Británicas, y en concreto, en Escocia. Gowdie, por ejemplo, afirmaba que el Diablo se les aparecía “como un becerro, un toro, un perro o un ciervo.” (por lo que a menudo usaba formas de animales relacionadas con antiguas deidades locales); o que el Coven se reunía “hacia el final de cada trimestre” (seguramente coincidiendo con solsticios y equinoccios). De hecho, Gowdie llega a afirmar que “antes de la Candelaria” (una fecha muy importante en el calendario pagano celta) llevaban a cabo hechizos y rituales importantes.



También hay que recordar el episodio en el que la acusada hace mención a las metamorfosis que los miembros de su Coven eran capaces de llevar a cabo. Los miembros del Coven de Auldearne eran capaces de transformarse en liebres, y Gowdie llegó a dar los hechizos necesarios:



I shall go into a hare,

With sorrow and sych and meickle care;

And I shall go in the Devil’s name,

Ay while I come home again.



He de convertirme en una liebre,

con pena y suspiro y gran cautela;

y he de ir en el nombre del Diablo,

sí, hasta que vuelva a casa de nuevo.



Hare, hare, God send thee care.

I am in a hare’s likeness now,

But I shall be in a woman’s likeness even now.



Liebre, liebre, que Dios te cuide.

Ahora tengo aspecto de liebre,

mas tendré aspecto de mujer ahora mismo.





Pero sería muy simplista afirmar que Gowdie y su Coven en Escocia sólo adoraban al Diablo (aunque su tipo de culto se había establecido como una especie de parodia anticristiana), pues a menudo ella hacía referencias, en el transcurso de su declaración (en el que no fue necesario ningún tipo de tortura) a una conexión feérica con una especie de Reina de las Hadas. Citando “Witch-Cult in Western Europe” de Margaret Murray:



La confesión de Isobel Gowdie (1662), demuestra que la reina de los Elfos Uncidos no era la mujer del jefe del coventículo, porque a la reina la veía solo cuando iba al Agujero de las Hadas, mientras que la doncella del conventículo estaba en todas las reuniones. “No hacemos mucho sin nuestra doncella. Cuando estamos en la reunión o en cualquier otro sitio, la doncella de cada conventículo se sienta con el resto, cerca del Diablo.”



Así pues, Gowdie nos ofrece la visión de un Coven liderado por un alto sacerdote de aspecto oscuro y un alta sacerdotisa de aspecto claro.



Todo este detalle, este dramatismo que identifica el testimonio de Isobel Gowdie fue obtenido, según se atestigua, sin estar sometida a ningún tipo de tortura, pero se duda si Gowdie pasó por un período de locura transitoria o enajenación. Sea como fuere, el testimonio de Isobel Gowdie ha sido piedra angular de las creencias folklóricas sobre la brujería, y ha ayudado a la recreación y repaganización de esos ritos y creencias. Finalmente, Gowdie no fue ejecutada (o su ejecución no fue registrada), pues los mismos jueces creyeron que no estaba en plenas facultades.





Fuentes:

The Witch-Cult in Western Europe- Margaret Murray

http://www.timesonline.co.uk/tol/news/uk/scotland/article612946.ece

http://www.answers.com/topic/isobel-gowdie

http://www.thewica.co.uk/scottish_roots_of_the_wica.htm

http://www.thewica.co.uk/The%20scottish_wica.htm



Culto al roble en Europa



El roble (normalmente Quercus robur) es considerado, desde nuestro pasado más remoto, un árbol que proporciona bienes a muchos niveles, y evidentemente podría ser visto como una especie de árbol divino entre las gentes antiguas. El roble da alimento a los animales y a los humanos (crema de bellotas, aceites y demás), da medicina, da cobijo y materiales como el corcho y la no menos preciada madera. Era normal y lógico que este árbol fuera crucial en la vida cotidiana de nuestros ancestros, quienes lo usaban como parte de su sustento. Y ello lo tradujeron con símbolos y asociaciones divinas.



Entre los celtas, ya sabemos gracias a fuentes romanas que los druidas valoraban mucho el muérdago y el roble. Los nemeton prototípicos sobre los que se nos hablan son los robledales, y este árbol era seguramente consagrado a Taranis (otras veces a Sucellos), dios del trueno y de la fertilidad de las tormentas de los galos. También cabe destacar la hipótesis que concierne a la etimología de la palabra ‘druida’, que aparentemente tendría como raíz la raíz ‘dru o daru’ “roble”, y su posible significado sería “conocedor del roble”, pues este árbol es aún hoy en día considerado como aquél que contiene la puerta al Otro Mundo.

Entre los germanos, el roble está consagrado al dios Thor o Donar, y prueba de ello es el Donares Eih, el roble hallado en Geismar, Hesse (Frazer), seguramente una reminiscencia de la tribu pre-germánica de los Chatti. Del mismo modo que en el caso de los celtas, el roble en las culturas germánicas se asocia a la fertilidad, y al rayo, a las tormentas y a la vida. Uno de los símbolos más claros del dominio del Cristianismo tiene lugar cuando San Bonifacio corta el roble de Thor, destruyendo el símbolo del paganismo germánico.

Entre los lituanos, se consagraban robles a Perkunas; entre los eslavos, parece que también el roble fue el árbol sagrado del dios tronante Perun (al que se le ofrecían sacrificio y que servía como centro de danzas), ambos relacionados con la “proto-deidad” proto-indoeuropea *Perkwunos, antecedente lingüístico de Donar/Thor, Taranis, Perun y Perkunas. Entre los griegos, pero, los robles fueron consagrados a Zeus, uno de los mejores ejemplos siendo el de Dodona.

Perun

Así pues, este grandioso árbol era símbolo de esos dioses del trueno (dada el alta conductividad eléctrica del roble), la lluvia, de la resistencia, del poder paternal protector y la potencia natural. Y aún estando en un robledal o descansado bajo uno de esos ejemplares, a uno le embarga la sensación de estar en contacto con una cantidad vida inmensamente potente, quizás un poco más allá.

Fuentes:

La Rama Dorada – James George Frazer

La Sabiduría de los Árboles – Fred Hageneder

http://www.treesforlife.org.uk/forest/mythfolk/oak.html

http://spirit-of-trees.net/

http://www.controverscial.com/Oak.htm

La Chica de Egtved

El descubrimiento de los restos de la chica de Egtved es uno de los más sorprendentes y reveladores de la Edad de Bronce en Dinamarca, además de ser un indicador muy innovador sobre la vida de sus pobladores de Europa.
Image

En 1921 se descubrieron en Egtved, Dinamarca, los restos completos y más bien conservados de lo que posteriormente se consideró el vestido y el cadáver de una chica, de entre 16 y 18 años, rubia y de 1 metro 60 cm. Lo más interesante del hallazgo es, en este caso, el vestido. Su vestimenta estaba compuesta por una parte superior con mangas ¾ y cuello de barco (un antecedente del “top” actual) y una falda corta hecha con hilos trenzados de lana. Llevaba además, un cinturón hecho con una placa redonda llamada “lunula” (también hallada en la tumba de la chica de Aulby) que caía entre las caderas. Técnicamente, la chica iba así:

Image

El mayor dilema que presenta el atuendo de la chica de Egtved es el hecho de no saber si se usaba sólo de forma ritual (que es lo que proponen expertos como Marija Gimbutas) o si era el atuendo de cada día; pero, a pesar de todo, es una de las pocas pruebas de vestimenta y complementos completa hallada en Europa, y además es una de las pocas tumbas halladas de esa época, pues la chica fue enterrada en un féretro de madera muy rudimentario, pero su descubrimiento en los años 20 causó sensación, no sólo por el estado de los hallazgos, sino por la “modernidad” del atuendo de esta chica, que llegó a tener cierta influencia en las pasarelas de entonces. Todo un golpe a las suposiciones que constantemente hacemos sobre la Antigüedad!

La tumba, al detalle:
http://oldtiden.natmus.dk/udstillin…en/language/uk/

Fuentes:
http://en.wikipedia.org/wiki/Egtved_Girl
http://archaeology.about.com/od/eterms/g/egtved.htm
http://freepages.history.rootsweb.a…s/BAdresses.htm
http://oldtiden.natmus.dk/udstillin…er/language/uk/